En la contienda sólo existen dos tipos de tesituras; la actividad de la fuerza extraordinaria y la actividad de la fuerza normal, pero sus combinaciones suscitan una serie interminable de maniobras.

Sun Tzu (“El arte de la guerra”)

Por parte de Facebook:

Hasta la fecha ”la búsqueda” no ha sido una prioridad para Facebook. Sin embargo hoy dispone de docenas de ingenieros, liderados por el exGoogle Lars Rasmussen, que trabajan en la creación de un prototipo de buscador.

¿Para qué quiere un buscador? La respuesta es simple. Dispone de más de 900 millones de usuarios que “cuelgan” en sus ficheros millones de datos que se pueden usar para otro gran reto: la “organización de la información” para su posterior acceso ordenado. Sacando de esta forma partido de su ingenioso sistema de identificar los contenidos (“me gusta”).

Hay ahí fuera, en la Web, un suculento mercado (estimado hoy en 15.000 Mns €) de publicidad de pago-por-click. Y Facebook, con su salida a bolsa, tiene el reto de ofrecer a sus inversores nuevos negocios y nuevas oportunidades de beneficios.

Por parte de Google.

Con una cuota de mercado en buscadores del 67% en USA dispone tal vez de la más sofisticada tecnología en algorítmica. Lo que le permite gestionar a gran velocidad millones de páginas web.

Pero según cree su fundador, Larry Page, tal vez han infravalorado el potencial del “friending”. Reconoce que se han centrado en organizar la “información mundial” para hacerla universalmente accesible pero probablemente han olvidado la componente humana, es decir, esa componente que ha creado toda esa información.

Para tratar de enmendarlo, Google se ha organizado en siete grandes divisiones (Motor de búsqueda, Publicidad, YouTube, Android, Crome, Comercio y Redes Sociales, es decir, Google+).

Así pues, parece que Facebook se mueve en la dirección del Buscador mientras que Google se mueve en la dirección de la Red Social.

Visto este panorama, la cuestión es si desde una perspectiva de negocio ¿se debe pensar en mejorar el buscador, la red social, o ambos?

The answer, my friends, is blowin’ in the wind !!!