Archivos para la categoría: Management

images

“Los líderes no crean seguidores, crean más líderes”

(Tom Peters)

Como ya dije anteriormente, una parte de mi tiempo durante estos dias de confinamiento y de lucha colectiva contra la pandemia (primavera del 2020) recupero la lectura de obras que han marcado, y todavía hoy marcan, hitos importantes en el mundo de la gestión y dirección de equipos humanos y de empresas. Por ello transcribo a continuación las características que, según el estimado profesor José Maria Rodriguez (in memoriam), identifican a un buen líder.

  1. Tiene los conocimientos y habilidades propios de su ámbito profesional, por lo que despierta confianza en su capacidad y competencia.
  2. Es íntegro, por loque genera confianza en la rectitud de sus intenciones.
  3. Es consciente de su propia valía, lo que le permite asumir riesgos y responsabilidades.
  4. Es tenaz ante las dificultades, pues los procesos de cambio que debe gestionar son siempre arduos y cargados de incertidumbre.
  5. Adopta iniciativas innovadoras, y así marca el camino a seguir.
  6. Conoce a las personas, sus capacidades, aspiraciones y motivaciones, lo que le permite tratar a cada colaborador según sus características personales.
  7. Espera lo mejor de los demás, porque al tratar a las personas como deberían ser se contribuye a hacerlos mejores.
  8. Se interesa por sus colaboradores, por su bienestar y su desarrollo personal y profesional, porque son personas y tienen un valor incalculable.
  9. Escucha, para conocer los problemas de sus colaboradores para prestarles el apoyo necesario.
  10. Acuerda metas alcanzables con sus colaboradores, pues el éxito eleva las aspiraciones y alienta retos más ambiciosos.
  11. Comunica las metas con claridad y entusiasmo, para que el equipo sepa lo que está en juego y conozcan el camino a seguir.
  12. Reconoce los logros del equipo porque ello incentiva a seguir mejorando.
  13. Es firme y considerado cuando se debe corregir a un colaborador. Al mismo tiempo le orienta y le apoya.
  14. Entrena con tacto y con paciencia, porque es quien está en mejor situación para hacerlo y es su responsabilidad.

José Maria Rodriguez

(Una buena persona)

Unknown

“Si las instrucciones y voces de mando no son claras y concretas, si las órdenes no son perfectamente entendidas, entonces la culpa es del general.”

(Sun Tzu)

Una parte de mi tiempo durante estos dias de confinamiento y de lucha colectiva contra la pandemia me refugio en la lectura de obras que han marcado, y todavía hoy marcan, hitos importantes en el mundo de la gestión y dirección de equipos humanos y de empresas. Por ello transcribo a continuación un pequeño fragmento del libro “El arte de la guerra” (Sun Tzu, 544-496 a.C.). Texto en el que el lector seguro que encontrará grandes paralelismos con la actualidad.

La victoria es resposnsabilidad del jefe y de su sistema de mando. Las características que definen a los buenos sistemas de mando se encuentran en:

  1. Descentralización. Las personas tienen autoridad necesaria para alcanzar objetivos excepto en aquello que esté expresamente prohibido. De esta forma se reduce la exigencia de un control minucioso y se ahorra tiempo todos los niveles.
  2. Libertad. Para generar indepencia hay que delegar la libertad a través de la cadena de mando.
  3. Tratamiento de la información. Los subordinados (colaboradores) no deben invertir demasiado tiempo en informar pues dejan de ser eficaces. La tarea de los gestores superiores no estriba en ratificar minuciosamente los planes sino en estimular una mayor celeridad.
  4. Estabilidad. Las relaciones personales y los sistemas no formales proporcionan estabilidad a la estructura.
  5. Confianza mutua. La interacción de unas relaciones mantenidas durante largo tiempo crea confianza mutua.
  6. Predisposición para asumir responsabilidad. Un sistema descentralizado permite delegar responsabilidad y otorga amplios espacios a los niveles inferiores.
  7. El derecho y el deber de los miembros de la cadena es de tomar decisiones y ejecutarlas. Se otorga libertad para adoptar decisiones y utilizar los recursos disponibles con el fin de hallar la mejor vía hacia el objetivo.
  8. Esperar lo imprevisible. Existe la posibilidad de que los planes se vengan abajo. En ese caso no intente superar la situación imponiendo medidas. Hagamos que todos sigamos avanzando en la dirección adecuada.
  9. Adiestramiento. Cada gestor se encarga de la formación de su equipo pues suya es la responsabilidad del adiestramiento.
  10. Epílogo. El general que avanza sin codiciar la fama y que se retira sin temor a caer en desgracia, cuyo único propósito es proteger a los suyos y promover los mejores intereses de su soberano, es la joya preciada del Estado.

¿Aguna similitud con los sistemas de gestión que estamos viendo en nuestra sociedad durante este año 2020?

Unknown-1

“Envejecer es como escalar una gran montaña: mientras se sube las fuerzas disminuyen, pero la mirada es más libre, la vista más amplia y serena”

(Ingmar Bergman)

Hace quince días exponía unas reflexiones acerca de las residencias para personas mayores y acerca de la gestión de esos centros. La mayoría de los cuales son de titularidad mercantil privada como ya vimos, es decir, son un negocio para sus gestores.

Hoy, 27 de Abril de 2020, aparece una noticia en los medios en la que se dice que una de esas residencias de gestión privada, la CDM Residencial de Canet de Mar, ha enviado un escrito a los familiares de las personas residentes anunciando que se les va a cobrar una cantidad extra de 817 euros en concepto de los gastos asociados al COVID-19 y un incremento mensual de 300 euros sobre la cuota mientras dure la crisis pandémica.

Aunque parece que a última hora, y a la vista de la reacción de residentes, familiares y ciudadanos, ha cambiado esa obligatoriedad por un acto voluntario de los residentes.

En cualquier caso la imagen ya está dada. Un empresario, y empresa, que se precie sabe que entre sus obligaciones está la de tener en cuenta todas las contingencias que puedan alterar la normalidad de su negocio. Ha de saber que tiene que analizar los riesgos inherentes a su empresa y que tiene que gestionar su tesorería, no desde el punto de vista del usurero, sino desde el punto de vista de empresario responsable que necesita tener la liquidez suficiente para atender actuaciones  extraordinarias en momentos extraordinarios.

Lamentablemente hoy tenemos un ejemplo de empresa irresponsable.

El lector puede consultar más información en las referencias. Aunque uno de ellos está en catalán le resultara de fácil comprensión.

Más información:

https://www.ccma.cat/tv3/alacarta/planta-baixa/recarrec-de-817-euros-en-una-residencia/video/6040593/

https://valoradicional.wordpress.com/2020/04/12/residencias-de-la-tercera-edad-basta-ya-de-polemicas-esteriles/

 

 

 

Unknown-1

“Un hombre es pobre no ya cuando carece de todo, sino cuando no trabaja.”

(Charles Louis de Secondat “Montesquieu”. Jurista, historiador, filósofo y político francés. 1689-1755)

Permitaseme en esta contribución exponer los argumentos de una excelente columna del profesor Josep Oliver Alonso, con base en la última encuesta sobre población activa (EPA 3r Trimestre 2019) publicada en España.

De dicha encuesta se desprende la reducción en la creación de empleo, pero también destaca el envejecimiento de los ocupados y la “nueva inmigración”. De los 2,9 millones de empleos generados en el periodo 2014-2019 sólo un 24% tiene menos de 45 años. Es más, en el periodo 2010-2019 el grupo de empleados de 45 años o más ha pasado del 39% al 46% del total. Tendencia que parece que seguirá en el futuro.

Otro aspecto interesante es la nueva ola migratoria, especialmente visible en la construcción, la hostelería, el transporte y en oficios de todo tipo. De aquellos 2,9 millones de nuevos empleos los inmigrantes han copado 1,2 millones. lo que supone un 38% del total frente al 14% que tenían en el 2014. Entre 2017 y 2019 la ocupación de los inmigrantes ha crecido un 17% frente al 1,9% de los nacidos en España. Una formación poco adecuada a la demanda (poca formación profesional) es un factor que explica la nueva inmigración.

¿Qué conclusiones se pueden sacar? La primera de ellas es la persistente falta de políticas de ayuda a la familia que les permita tener los hijos que estimen oportunos. En segundo lugar la inmigración está aquí porque ha llegado debido a la ausencia de políticas destinadas a minorar la brecha entre demanda y oferta de trabajo. El tercer corolario, ya antes mencionado, es la flagrante inadecuación de la oferta educativa versus las necesidades de las empresas (básicamente formación profesional). Por último, el envejecimiento de la población y el peso creciente de la inmigración son aspectos que llegaran a tener efectos adversos, como ya ha sucedido en algunos países de Europa. De hecho, en Noviembre del 2019 el presidente francés Emmanuel Macron anuncia un severo plan para controlar la inmigración con el argumento de luchar contra el fraude y los abusos. Desde el punto de vista económico el cambio tecnológico debería pivotar sobre las generaciones más jóvenes que son justamente las más exiguas. Desde el punto de vista social los conflictos en las áreas de “guetización”, donde se concentra la inmigración, acabaran por llegar tarde o temprano.

En definitiva, la ausencia de política, aún siendo una política en si misma, es un peligro y un elemento seguro para la generación de futuros problemas. Pues a pesar de lo que se pueda creer, las fuerzas del mercado laboral y de la demografía no se paran. Y como dice el profesor Oliver, aunque no lo percibamos ni le prestemos atención la tierra de está moviendo bajo nuestros pies.

Profesionales de la política, es vuestro turno de hacer algo de provecho !!

Más información:

https://www.ine.es/daco/daco42/daco4211/epa0319.pdf

https://www.lavanguardia.com/economia/20191101/471308668607/movimientos-de-fondo.html

shoppingUnknown-1

El hombre no está hecho para la derrota; un hombre puede ser destruido pero no derrotado.

(Errnest Hemingway, 1899-1961)

El dia de Sant Jordi, 23 de Abril de este año 2019, y cumpliendo con la tradición que en Catalunya tenemos de regalarnos libros y rosas uno de mis hijos, Albert, me regaló una joya de la literatura. Se trata del “Viejo y el mar” de Ernest Hemingway. Obra que le mereció el Premio Pulitzer en 1953. Y al año siguiente se le concedió el Premio Nobel de Literatura por su obra completa.

Mientras leia el relato impecable de esa maravillosa obra me venían a la mente ideas y conceptos que, a mi parecer, poco tenían que ver con aquel contenido. Pero que sin embargo intuía que tenían un cierto paralelismo. En las escuelas de negocio se investiga y se enseña ampliamente sobre la gestión de personas dentro de las organizaciones, sobre el rol de los directivos, sobre la gestión y motivación de equipos y sobre las cualidades y habilidades que un buen directivo debe cultivar. Recuerdo haber asistido a  clases enteras sobre tales aspectos.

Y es ahí donde convergen aquellas ideas y conceptos con el contenido del libro. El punto de convergencia está en una cualidad tremendamente importante para las personas. Esa cualidad es precisamente la “perseverancia”. Ese término sinónimo de constancia, persistencia, firmeza, dedicación y tesón que te permiten conseguir con tu esfuerzo el objetivo que te has fijado sin temer al fracaso o al error para luego superarlos. Esta obra de Hemingway es precisamente una magnífica y gran definición, relatada en primera persona, de lo que es y lo que significa la perseverancia .

“Hemingway nos señala como prueba del valor humano la capacidad de medirse, de lograr, de fracasar. (Italo Calvino)

Animo al lector a no perderse la oportunidad de leer esa magnífica obra escrita mucho antes que las business schools de nuestras latitudes empezaran a investigar y enseñar sobre el tema.

Más información:

Hemingway, E. (1952). “El viejo y el mar”. Penguin Random House Grupo Editorial, S.A.U. (2019)

Unknown-1desayuno-kh2D--620x349@abc

“El futuro puede ser tanto una gran amenaza como una gran oportunidad, según sea la actitud y la preparación de nuestra sociedad”

(Ángel Bonet Codina)

Desde el 12 de Mayo de 2019 ha entrado en vigor, en España, la nueva legislación sobre el control horario y ya se está convirtiendo en una de las mayores chapuzas que un gobierno puede permitirse. De la noche a la mañana esa España se ha convertido en el país más estricto de Europa en cuanto a control horario presencial de los empleados de las empresas.

Los sindicatos se quejan de que no se respetan las limitaciones sobre la jornada de trabajo ni las garantías del tiempo de descanso. Su gran objetivo es el del control de las horas extraordinarias. Control que, por supuesto, es de gran importancia para evitar posibles abusos. Pero omiten tener en cuenta, por ejemplo, la productividad, el control de las “horas perdidas” o de las “ausencias laborables de difícil justificación” que de forma sutil se producen en las empresas.

Mientras tanto la señora Magdalena Valerio, Ministra de Trabajo en funciones del Gobierno de España, amenaza con que “la Inspección de Trabajo va a actuar contra las empresas que no cumplan el registro de la jornada. Hay que cumplir con las jornadas laborales, hay que cumplir con la legislación vigente”.

Unos y otra no se dan cuenta que esa legislación es algo de la “vieja economía” en la que el cliente pasa a un segundo plano tras el producto. En la que la aversión al riesgo está presente cada día. En la que la jerarquía, los departamentos y el control son los pilares fundamentales. En la que la innovación no forma parte del léxico cotidiano. ¿Donde están el sentido de responsabilidad y el compromiso personal con la actividad y los objetivos de la organización/empresa? ¿Qué deberán hacer médicos, enfermeras/os, consultores, abogados, agentes de inversiones, bomberos (por poner unos ejemplos)? ¿Deberán abandonar a sus pacientes, a sus clientes, a los ciudadanos, cuando se sobrepase la “jornada según convenio”?

Muchas cosas han de cambiar si esa España quiere convertirse en un país competitivo, en un país del siglo XXI. Por cierto la imagen del inicio se corresponde al Ayuntamiento de un pequeño pueblo de la región de Murcia.

Más información:

http://www.expansion.com/economia/2019/05/11/5cd5e907e5fdea3a2d8b45a5.html

https://elpais.com/economia/2019/05/13/actualidad/1557747353_597860.html

https://cincodias.elpais.com/cincodias/2019/05/11/midinero/1557571104_590395.html

https://www.lavanguardia.com/economia/20190514/462240145406/tjue-registro-horario-horas-extra-registro-jornada.html

https://www.elespanol.com/economia/empresas/20190513/valerio-nadie-tomado-serio-registro-jornada-laboral/398210705_0.html

https://www.abc.es/sociedad/abci-ayuntamiento-murcia-cierra-media-hora-desayuno-funcionarios-201809261344_noticia.html

http://www.expansion.com/economia/2019/05/17/5cddc57b468aebe5798b45bf.html

http://www.expansion.com/economia/2019/05/17/5cddc616468aeb25038b45a7.html

http://www.expansion.com/economia/2019/05/17/5cdea26522601dcd1a8b45a1.html

 

Unknown-1

“Las horas perdidas no tendrían que existir nunca.”

(Montserrat Caballé)

A partir del 12 de Mayo del 2019 las empresas españolas deben registrar cada día las horas de trabajo de sus plantillas. La legislación establece que recae en la empresa la responsabilidad de llevar un registro diario minucioso y guardar durante un periodo de cuatro años esos datos, así como ponerlos a disposición de la plantilla, del comité de empresa si existe y de la Inspección de Trabajo.

Los defensores de la medida argumentan que está en juego la lucha contra el abuso hacia los asalariados que trabajan más allá de la jornada establecida en sus contratos. En cualquier caso, lo que parece claro es que la medida influirá en las relaciones laborales y en las negociaciones colectivas futuras.

El lector me va a perdonar si le revelo mi opinión acerca de tal medida: “Valiente simpleza”.

“El control horario que se plantea es algo viejo, algo de los siglos XVIII y XIX. Es algo asociado a la vieja economía. La empresa del siglo XXI trabaja por proyectos y está orientada a resultados. La empresa del siglo XXI pone al cliente en el centro de sus operaciones. En la empresa del siglo XXI se prima la innovación, el emprendimiento interno, el trabajo en equipo. En la empresa del siglo XXI se tiende a eliminar las jerarquías y se adopta la horizontalidad. La empresa del siglo XXI es escalable, dispone de gente muy buena pero que prefiere trabajar por proyectos o por horas. La empresa del siglo XXI se centra en las personas como entes que aportan valor”.

Cuando una empresa trabaja así, la adopción de controles rigurosos no hace más que poner piedras en su camino. ¿O es que esos controles van a discernir entre el puro presentismo y  las horas realmente productivas? ¿Van a ayudar a aflorar el absentismo encubierto? ¿Van esos controles a aportar luz sobre la contribución de cada uno de los empleados a la cuenta de resultados de la empresa? De hecho de esa aportación depende en gran medida las retribuciones salariales de los empleados.

A la vista de los datos que siguen:

  • En España el paro juvenil entre los menores de 25 años se sitúa en el 33,7% frente al 14,6% de media en la UE.
  • El nivel de productividad en la economía española se sitúa en un -19,2% respecto a la UE.
  • El nivel de desempleo en España es del 14,0% mientras que en la UE28 es del 7,3%.

Definitivamente, a los gobiernos de España más les valdría fomentar medidas que garanticen el incremento de la productividad, la creación de empleo, la responsabilidad del trabajador y su compromiso con los objetivos de la empresa.

P.D. Por cierto ¿será esa medida de control horario también de aplicación a los sectores menos productivos de la economía como las Administraciones locales y públicas?

 

Más información:

https://www.lavanguardia.com/economia/20190511/462179720273/un-sistema-que-arranca-con-muchas-dudas-el-fraude-a-la-baja.html

https://www.lavanguardia.com/economia/20190512/462150247120/jornada-laboral-horario-horas-control-registro-trabajo-video-seo-lv.html

 

unknown

“Socializar las pérdidas y privatizar el beneficio sólo favorece a unos pocos, elimina las posibilidades de muchos y perjudica el bienestar social.”

(Raphael Nagel)

A raíz de mi post anterior sobre el “El libro negro“, de Ernesto Ekaizer, recupero la lectura, y mis anotaciones, sobre el libro de Raphael Nagel. Y vuelvo a reconocer la simplicidad y claridad con las que relata unas vergonzosas situaciones que todos hemos vivido, y tal vez sufrido, durante esos años de crecimiento y explosión de burbujas. Años en los que, en España, la connivencia de políticos, partidos y bancos, ha sido execrable. Con todo, Nagel apunta ideas y propone soluciones para que, como sociedad, no volvamos a caer en los mismos errores. Ahí va un resumen de esas ideas:

  • Corrupción y quiebra, las dos palabras que han marcado la economía española de los últimos años.
  • Ética, es el concepto clave que ha dejado de formar parte de nuestro día a día.
  • Comida y entretenimiento barato (tittytainment = titty + entertainment), dan como resultado una sociedad que no piensa ni causa problemas, ocupada únicamente en temas banales (frase de Zbigniew Brzezinski. Ex asesor de la Casa Blanca).
  • Se debe mantener viva la ilusión por mejorar la sociedad y ofrecer a nuestros hijos un modelo que valore más el talento que el dinero.
  • Ser gobernados por el dinero es tan peligroso como ser gobernados por el crimen organizado (Franklin D. Roosevelt).
  • El mercado se llena de fondos buitre (fondos de inversión que compran sociedades y activos cercanos a la quiebra (el caso de JB Capital Markets de Javier Botin). Muy a menudo las compras se realizan por el 10% del valor potencial.
  • Si no se pueden controlar los riesgos, hay que prohibir la actividad antes que poner en riesgo el bienestar de la sociedad.
  • La gran crisis ha servido para fortalecer, aún más, a los tres grandes: Santander, BBVA, Caixabank. Y todo el mundo sabe que la excesiva concentración representa un peligro para la competencia y para el mercado.
  • Dos devastadoras consecuencias de la gran crisis han sido, en primer lugar la drástica disminución del crédito, Y, en segundo lugar el empobrecimiento de la clase media trabajadora.
  • Connivencia de lo político y lo bancario (como el caso de Jaime Pérez-Renovales, del Banco Santander, que pasa a ser Subsecretario de Presidencia con Soraya Sáenz de Santamaria y más tarde regresa al banco después de haber prestado “ciertos servicios”).
  • Se debe desvincular el interés político del interés financiero.
  • Mala práxis en la comercialización de sofisticados y complejos productos financieros vendidos a ciudadanos sin los conocimientos suficientes.
  • El crecimiento desproporcional conlleva riesgos no asumibles.
  • Rumasa (José María Ruiz-Mateos) y la emisión, en el año 2009, de pagarés a un tipos de interés (8%) fuera de mercado. Emisión en la que no intervino ninguna entidad financiera y por lo tanto quedaron fuera de la supervisión de la CNMV. Despojando de cualquier garantía a los poseedores de los pagarés.
  • La ley no debe ser sólo para los pequeños, sino para todos.
  • En 2012 el Gobierno de Marano Rajoy pidió un rescate parcial para la economía española de 70.000 millones de euros.
  • Caja Castilla la Mancha con Juan Pedro Hernández Moltó en la presidencia. Con financiaciones mil millonarias a empresarios afines al PSOE o ligados a la Junta de Castilla-La Mancha gobernada por José Bono. Sin olvidar las condonaciones de deuda de partidos políticos (PSOE 373.000€, PP 180.000€ o IU 340.000€), o el despilfarro en la construcción del aeropuerto de Ciudad Real.
  • Miguel Blesa, persona sin preparación bancaria, fue nombrado en la época de su íntimo amigo José Maria Aznar presidente de Caja Madrid. Que luego, y producto de la crisis y las malas prácticas, pasaría a ser Bankia, una entidad rescatada con cargo al bolsillo de los contribuyentes.
  • Sólo profesionales con experiencia probada deberían llevar las riendas de una entidad bancaria.
  • El capital debe ser un recurso público que debe ayudar a impulsar la economía para el bienestar de la sociedad.

En el post anterior me preguntaba ¿para cuando se hará la luz y se conocerá todo sobre el “caso Banco Popular”? A lo que hoy añado: ¿cuando se conocerá la verdad sobre las turbias relaciones entre el BBVA, su ex-presidente Francisco González y el ex-comisario del Cuerpo Nacional de la Policía española José Manuel Villarejo?

Lo que parece lamentablemente cierto es que “comida y entretenimiento barato dan como resultado una sociedad que no piensa ni causa problemas, ocupada únicamente en temas banales.” Y así nos van las cosas en las Españas.

Más información:

Nagel, Raphael. (2016). “Turbocapitalismo: los maestros de la quiebra”. Kant Ediciones.

images

“La prensa libre puede ser buena o mala, pero si no es libre, sólo puede ser mala.”

(Albert Camus)

En el 2016 la palabra “post-truth (posverdad)” fue elegida por los editores de los Diccionarios de Oxford como la palabra del año. Término que el mismo diccionario define como “actitud de resistencia emocional ante hechos y pruebas objetivas”. O creerse lo que uno quiere al margen de lo demostrado con hechos. La posverdad es una palabra aplicable no tan solo a la política sino también a otras realidades como el mundo empresarial.

Según Jaume Giró (Director General de la Fundación Bancaria “la Caixa”), “La posverdad no consiste en dar forma a la opinión pública mediante emociones, sino en emplear emociones para configurar una opinión pública alejada de la verdad”. Él mismo explica la estrategia aplicada por la industria tabaquera durante décadas desde la aparición de las primeras informaciones acerca de una posible relación entre el fumar y el cáncer de pulmón.

En 1953, los principales directivos del sector tabaquero se reunieron en Nueva York con John Hill, director de la agencia de comunicación hoy conocida como Hill+Knowlton Strategies. En esa reunión se sentaron las bases sobre la reacción que habría que dar en adelante ante la publicación de noticias que pudieran perjudicar a las tabaqueras:

  1. Mostrarse sensible cuando aparece un problema de reputación y compartir las preocupaciones con el público.
  2. Sembrar dudas y trasladar que no toda la culpa corresponde a las empresas o al conjunto del sector.
  3. Contraatacar, cuestionar las informaciones y equiparar estudios rigurosos con aquellos que no lo son.

Ante tal estrategia parece obvio que debería incorporarse una dimensión ética con el objetivo de evitar falsos mensajes. Se debe tener claro que la reputación no pertenece a las empresas. La reputación se tiene porque otros se la otorgan. La reputación empresarial no es un activo propio. Al contrario, la reputación es una señal explícita y sobrevenida de que la empresa está haciendo las cosas que realmente importan al cliente, a la sociedad.

Es mucho más fácil trabajar en la reputación de una empresa cuando ésta se concentra en lo verdaderamente importante. Es decir, cuidar a los clientes y ofrecerles productos de calidad, contar con los mejores colaboradores y la mejor plantilla, innovar de forma continuada y competir en el mercado dentro de un marco ético de responsabilidad.

 

Más información:

https://verne.elpais.com/verne/2016/11/16/articulo/1479308638_931299.html

https://www.elmundo.es/cultura/cine/2017/11/03/59fc80f4468aebd1508b46a0.html

http://www.hkstrategies.com/global/

“La reputación en tiempos de la posverdad”. Expansión (8 de Abril de 2017).

Unknownimages

“Sólo hay dos medios de pagar las deudas: por el trabajo y por el ahorro.”
(Thomas Carlyle (1795-1881) Historiador, pensador y ensayista inglés.)

El “agujero” en el sistema de pensiones español, cerró el ejercicio 2017 con un déficit de 18.800 millones de euros (Trescientos millones más que en 2016). Mientras tanto los componentes del Pacto de Toledo se van pintando las uñas pensando en una “fórmula mágica” que garantice la sostenibilidad del sistema a medio y largo plazo.

De todos es sabido que cuando uno tiene deudas a pagar sólo tiene dos caminos: ahorrar y/o incrementar sus ingresos. En el caso del déficit de las pensiones y ante la disyuntiva de reducir gasto o aumentar los ingresos del sistema, miembros del actual Gobierno español de Pedro Sánchez apuestan claramente por la segunda opción. Lo cual está bien, pero …….

Cuando a una familia o a una empresa, no le alcanzan sus ingresos para hacer frente a sus gastos mes tras mes ¿Qué ha de hacer? Pues eso exactamente, racionalizar y reducir sus gastos, es decir, “apretarse el cinturón” y luchar para mantener sus ingresos. A nadie se le ocurriría ir a ver al dueño de la empresa y pedir que le aumenten el sueldo por que no puede llegar a fin de mes. O decir a los clientes que se incrementa el precio de los productos/servicios pues hay que pagar los impuestos, la electricidad, las nóminas. Es claro que también se puede pensar en el pluriempleo o en el incremento de las ventas. Sin embargo puede que estas opciones no sean demasiado fáciles según la coyuntura ¿No es así?

Como hemos dicho, el Gobierno de turno se inclina por aumentar los ingresos. Pero igual que los gobiernos que le precedieron, sólo contemplan “nuevas figuras impositivas” para poder seguir pagando las pensiones. Que si un impuesto a las tecnológicas, que si un impuesto a los automóviles que más contaminen, que si un impuesto a la banca. Medidas todas ellas que no harían más que encarecer los productos y los servicios o lo que es lo mismo, trasladar la medida a los bolsillos de los ciudadanos. En definitiva: TODO SANDECES.

Ante semejante despilfarro y mala gestión por parte de los políticos de turno no hay, por supuesto, una solución única. Pero por algún sitio se debe empezar. Por ejemplo, España tiene unas administraciones (estatales, regionales, comarcales, municipales, …) y empresas públicas sobredimensionadas en todo tipo de recursos. Por lo tanto hay margen para racionalizar ese sobredimensionamiento y forzar la mejora de la productividad en el sector público y a su vez eliminar el gasto público inútil. Ya que es la productividad la que crea la reserva de riqueza con la que se pagan los sueldos, los salarios y las pensiones.

También fomentar la reindustrialización de la economía e incentivar la competitividad entres las distintas zonas geográficas del Estado. No tiene sentido que en muchas zonas no se luche por la implantación de industrias que generen puestos de trabajo y por lo tanto riqueza, y sólo se administre las cuotas recibidas de papá Estado.

Otra alternativa es fomentar el ahorro finalista. Incentivar ese ahorro por parte de los ciudadanos mientras se encuentren en edad laboral activa -guardar para el futuro-. Y  fomentar los fondos de pensiones de empresa, incentivando a empresa y a trabajador.

Y es que el tema de las pensiones es de suma importancia para un estado en el que su población envejece a mayor ritmo del que se procrea. Para un estado con unas alarmantes cifras de desempleo y de empleo precario. Todo ello afectará al nivel de consumo interno de los próximos años y por ende al crecimiento de la economía real. Dando, además, una pésima imagen al mundo de un estado mal gestionado y dependiente del endeudamiento.

Que nadie se engañe, como a menudo me dice una buena amiga: hay que trabajar y recoger la cosecha para luego poder guardar pues el invierno es muy largo y muy duro.

Recuerde el lector la fábula de la Cigarra y la Hormiga !!

Más información:

https://valoradicional.wordpress.com/2017/11/27/pensiones-publicas-en-espana-un-sistema-en-quiebra/